CRIOPRESERVACIÓN DE SEMEN Y EMBRIONES

El término Criopreservación hace referencia a la técnica de conservación de materiales a baja temperatura.

Desde el año 1950 se conoce que los espermatozoides debidamente acondicionados antes de su congelamiento, mantienen la viabilidad luego de ser descongelados. Para tener éxito en la implementación de esta técnica los espermatozoides deben ser mezclados con un extender adecuado, con sustancias crioprotectoras, y deben ser enfriados lentamente hasta llegar a los -196°C, que es la temperatura a la que permanecen congelados en un medio de nitrógeno líquido.

Las principales ventajas de la técnica son:

  • la facilidad para el transporte del semen en un termo con Nitrógeno líquido a cualquier distancia, incluso diferentes países.
  • no es necesario trasladar las yeguas hasta donde se encuentra el padrillo, reduciendo los costos y el estrés que puede generar.
  • se puede alargar la temporada de servicio de un padrillo, o incluso se lo puede utilizar mientras se encuentra en su temporada deportiva.
  • el semen de padrillos valiosos se puede almacenar para ser utilizado en otro momento, incluso después de su muerte.

Las desventajas son:

  • disminuye la eficiencia en los programas de transferencia embrionaria.
  • para algunos padrillos, el procedimiento de acondicionamiento, congelado y descongelado disminuye en forma importante la viabilidad del semen, no siendo posible lograr tasas de preñez aceptables.

En la actualidad, aproximadamente un tercio de todos los padrillos cuyo semen se congela, permite alcanzar tasas de preñez superiores al 60%.